sábado, 16 de noviembre de 2019

AUTORIZACIÓN POR CIRCUNSTANCIAS EXCEPCIONALES II: ARRAIGO FAMILIAR




La autorización inicial de residencia temporal por circunstancias excepcionales que puede solicitar el extranjero extracomunitario que se encuentre de forma irregular en España y sea progenitor de un menor de nacionalidad española o algún estado de la UE, Espacio Económico Europeo o Suiza, o se trate de hijo de padre o madre nacidos en España. Como ejemplo: extranjera de nacionalidad Brasileña que es progenitora de un menor de nacionalidad Francesa por que su padre es frances, ella se encuentra irregular, puede solicitar el arraigo familiar por este hecho, los requisitos son los mismos.

El progenitor de un menor con nacionalidad española, debe tener al menor a su cargo, conviva con él y/o se encuentre al día con las obligaciones alimentarias para con el menor.

De tratarse de extranjero extracomunitario hijo de padre o madre que hubieran sido originariamente españoles (aquellos nacidos en territorio español, o aquellos que hubiesen obtenido la nacionalidad a través de la Ley de memoria histórica).

Los requisitos son:


  • Encontrarse en el territorio Español y de forma irregular.
  • Acreditar el vínculo con el familiar Español y/o ciudadano de la unión, presentando certificado de nacimiento del menor de nacionalidad española o un estado parte de la Unión Europea.
  • Acreditar la convivencia a través de certificado de empadronamiento colectivo o de cumplir con las obligaciones alimentarias.
  • Carecer de antecedentes penales en España y presentar certificado de no antecedentes penales en su país de origen y/o de última residencia, debidamente legalizado y traducido si fuese el caso.
  • En cuanto a extranjero irregular hijo de ciudadano Español de origen, presentar certificado de nacimiento del extranjero y el certificado de nacimiento de padre o madre originariamente español. Ademas de los antecedentes penales tanto de España como de su país de origen y/o última residencia y hoja simple de empadronamiento actualizada.
La concesión de la autorización de residencia por arraigo familiar, es por el término de un año y lleve aparejada una autorización de trabajo sin limitación alguna, pudiendo el extranjero trabajar por cuenta propio o cuenta ajena.


www.tugestoriaenlinea.com

jueves, 14 de noviembre de 2019

EL CONSTITUCIONAL ANULA EL IIVTNU CUANDO LA CUOTA PAGAR SUPERA LA GANANCIA OBTENIDA






El pleno del Tribunal Constitucional ha declarado nulo el pago del Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbano, también conocido como "plusvalía municipal", cuando la cuota a pagar la ganancia obtenida por el contribuyente.

El Tribunal argumenta que cuando existe un incremento de la transmisión y la cuota que sale a pagar es mayor el incremento realmente obtenido por el ciudadano, se estaría tributando por una renta "inexistente, virtual o ficticia", produciendo un exceso de tributación contrario a los principios constitucionales de capacidad económica y no confescatoriedad, consagrados en la Constitución.

En mayo del 2017 el Tribunal ya consideró inconstitucional de este impuesto cuando no existe ganancia patrimonial, pero no se planteó si la determinación de la base imponible del impuesto es constitucional cuando aún existiendo ganancia, ésta es notablemente inferior al importe de la cuota tributaria.

El pasado mes de julio el Tribunal Supremo también elevó a este tribunal una cuestión de constitucionalidad para conocer precisamente si el pago del impuesto era constitucional aún siendo superior a la ganancia obtenida. El caso en cuestión es de dos contribuyentes que adquirieron una vivienda en Zaragoza en el año 2002 por un precio de 149.051€ y vendieron en 2015 por 153.000€, después de haber realizado reformas y mejoras en el inmueble por importe de 34.800€.

Despues de la operación el Ayuntamiento de Zaragoza exigió una cuota de la plusvalía municipal de 6.900€, por encima de los 3.950€ de ganancia real que obtuvieron estos contribuyentes, ello sin contar con el gasto de más de 34.000€ de la reforma.

El Tribunal Supremo cuestionaba al Constitucional si esta fórmula de cálculo de la base imponible de impuestos (artículo 107.1, 107.2, 107.4, y 110 de la ley que regula el impuesto) es constitucional, ya que se somete a tributación situaciones "inexpresivas" de capacidad económica o, lo que es igual, manifestaciones de capacidad económica "inexistentes, virtuales o ficticias, en flagrante contradicción" con el principio del pago de los impuestos según la capacidad económica establecido en el artículo 31.1 de la Constitución.

"La aplicación de esta forma de determinación de la base imponible puede dar lugar a que la plusvalía efectivamente obtenida como consecuencia de la transmisión onerosa de un inmueble sea de importe inferior -con frecuencia, incluso notablemente inferior- a la cuota tributaria que resulta de la aplicación de aquellas reglas".

Y si ello es así, añadía al alto tribunal, es posible que la forma que ha empleado el legislador para diseñar los elementos de cuantificación del tributo "agote" la riqueza imponible que está en la base de la imposición, de forma tal que podría producirse un "resultado confiscatorio", que incide negativamente en la prohibición constitucional que establece el artículo 31.1 de la Constitución, sobre todo si la cuantía de la deuda exigida, no solo "agoto o consume" el importe de la riqueza que se somete a gravamen, "sino que lo supera"

Por último, afirma que la posible confiscatoriedad del impuesto puede contravenir también el artículo 1 del Protocolo número 1 del Convenio Europeo de Derechos Humanos, que recoge que toda persona física o jurídica tiene derecho al respecto de sus bienes y que nadie podrá ser privado de su propiedad sino por causa de utilidad pública y de acuerdo con los principios del Derecho Internacional.


www.heredadesasesores.com

viernes, 8 de noviembre de 2019

¿CUANDO PASAR DE AUTÓNOMO A SOCIEDAD LIMITADA?







En primer lugar vamos a explicar brevemente que es una sociedad limitada. Una sociedad de capital con personalidad jurídica propia es una persona jurídica. Para crear una sociedad limitada será necesario firmar una escritura pública ante notario e inscribirla en el correspondiente registro mercantil de nuestra provincia. La sociedad puede estar constituida por varios socios o uno solo en este caso sería una sociedad limitada unipersonal. El capital mínimo para crear una sl es de 3.000€ que puede ser aportado en dinero o bien por bienes (inmuebles, vehículos, ordenadores, maquinaria, etc...), si bien existe la posibilidad de crear una sociedad limitada en formación sucesiva que puede tener un capital inferior a 3.000€. En cuanto a la responsabilidad ante la deudas, los socios solo responden por el capital aportado, es decir, será la sociedad la responsable en caso de deudas, sin duda esta es la diferencia fundamental y una de la mas importantes con respecto a los autónomos, ya que estos responden también con su patrimonio personal.

¿Cuando pasar de autónomos a sociedad limitada?

Fiscalidad

Los autónomos tributan por el IRPF, la tributación del IRPF va por tramos, cuantos más beneficios tengas más pagarás. Las tablas del IRPF para este años son las siguientes:


  • De 0 a 12.450 €  - 19%
  • De 12.451 a 20.200 €  -  24%
  • De 20.201 a 35.200 €  -  30%
  • De 35.201 a 60.000 €  -  37%
  • Más de 60.001 €  -  45%

Como podemos observar en la tabla anterior conforme suben nuestros ingresos va ascendiendo la carga impositiva. Sin embargo la tributación en una sociedad limitada es fija

ya que tributa por el Impuesto de Sociedades, cuyo tipo general es del 25%. Además, existe un gravamen reducido para empresas de nueva creación, pymes, microempresas, emprendedores, etc... el cual es de un 15% los dos primeros años.

Esta diferencia provoca que compense tributar como sociedad cuando los ingresos sean altos. Así no tendremos que pagar más, sino que la cuota será fija (el 25%). Por lo tanto, será recomendable pasar de autónomo a Sociedad Limitada cuando empecemos a facturar por cifras superiores a 35.000€.

Responsabilidad:

En caso de deudas y problemas económicos, la forma de hacer frente a esos impagos es diferente si eres autónomo o empresa. En caso de ser autónomo, deberás responder antes esas deudas con tu patrimonio personal, presente y futuro (artículo 1911 del Código Civil). Esto quiere decir que si alguna vez no puedes hacer frente a tus pagos, como la cuota de autónomos, los proveedores, los alquileres, etc... los acreedores pueden saldar tus deudas con tus bienes personales.

En cambio, en las Sociedades Limitadas sí que hay protección del patrimonio personal. La responsabilidad de los socios se reduce al capital aportado por cada uno de ellos. Así que si aportarse los 3000 € necesarios para construir la sociedad, solo arriesgarás ese capital, ya que la sociedad responde con sus propios bienes.

Financiación:

Para un autónomo es mucho más difícil obtener financiación que para una Sociedad Limitada. Y es que la mayoría de los bancos les solicitan una mayor cantidad de avales.

A la hora de trabajar con algunas empresas, es necesario ser una Sociedad Limitada. Estas necesitan conocer la solvencia, garantía del suministro y otros datos que solo pueden saber si eres una sociedad ya que estos datos no se registran para los autónomos. Por lo tanto te otorga mayor capacidad de negociación con entidades financieras y con otras empresas.

En resumen nos interesa pasar de autónomo a sociedad limitada cuando se den alguna de las siguientes condiciones:


  • Tus ingresos superen los 35.000 € y quieres invertirlos en tu empresa.
  • Quieres proteger tu patrimonio personal frente a las deudas de la sociedad.
  • Buscar financiación o trabajar con otras empresas.

PLACAS VERDES ¿QUÉ SON?







Una placa verde es una matrícula temporal que emite la DGT para aquellos vehículos de particulares que aún no tiene la matrícula ordinaria, como puede ocurrir, por ejemplo, en el caso de la compra y traslado de un vehículo extranjero a nuestro país, o viceversa. 

Todo ciudadano de la UE debe matricular su vehículo en el estado donde reside habitualmente, siendo los estado miembros los encargados de regular libremente esta materia, ya que de momento aún no se encuentra homogeneizada entre países.

La legislación española indica que hay que matricular definitivamente el vehículo dentro de los 30 días siguientes al inicio de su utilización dentro del estado. Por ello, es necesario acudir a cualquier estación ITV, para emitir la ficha técnica española y posteriormente tramitar una matricula ordinaria. En el caso que se nos pase el plazo de los 30 días, en ese caso, se debe solicitar un permiso provisional de circulación a la DGT, en el caso de vehículos particulares, se denomina placa verde; una matrícula verde temporal que permite circular mientras se tramita la ficha técnica ITV. Posteriormente se tendrá que tramitar la matricula ordinaria. La validez para este tipo de placas verdes es de 60 días.

También se puede solicitar la placa verde para el traslado del vehículo al extranjero, para los vehículos no matriculados será necesario la tarjeta electrónica (NIVE) o tarjeta de ITV en formato papel con diligencia de venta o en su defecto, factura. Ademas será necesario acreditar si el traslado es a un país no comunitario mediante el DUA (Documento Único Administrativo) expedido por la Aduana. Para vehículos matriculados será necesario la baja definitiva por traslado a otro país (la ITV deberá estar en vigor. En ambos casos la validez será de 60 días.



domingo, 3 de noviembre de 2019

IMPUESTO SUCESIONES: DOBLE TRIBUTACION HEREDEROS






La sala de lo Contencioso de Tribunal Supremo, con fechas  5 de Junio del 2018 y 29 de marzo del 2019, ha emitido sendas sentencias relevantes en el caso que nos encontremos ante una herencia en la cual el heredero ha fallecido sin aceptar la herencia.

Sería el siguiente caso: "A" fallece, y bien por testamento o por legitima, hereda "B" pero este último fallece sin aceptar la herencia de "A". "C" son los herederos de "B" los cuales aceptan la herencia de "A" al haber traspasado este derecho de "B" a su herederos que son "C". Lo que resuelve en este caso el Tribunal Supremo, es si como hasta ahora estaba sucediendo, procede hacer dos liquidaciones del Impuesto de Sucesiones (la liquidación de la herencia de "A" a "B" por un lado y por otro la liquidación de la herencia de "B" a "C") o bien una sola liquidación del Impuesto de Sucesiones (solo la liquidación del total de "B" a "C").

Pues bien el Tribunal a resuelto que lo que procede es una liquidación. Y para ello basa su argumentación en otra sentencia concretamente la de la Sala Primera de los Civil del Tribunal Supremo de fecha 11 de Septiembre del 2013. Bien el Tribunal señala en esta sentencia "que el denominado derecho de transmisión previsto en el artículo 1006 del Código Civil no constituye, en ningún caso, una nueva delación hereditaria o fraccionamiento del ius delationis en curso de la herencia del causante que subsistiendo como tal, inalterado en su esencia y caracterización, transita o pasa al heredero trasmisario. No hay, por tanto, una doble transmisión sucesoria o sucesión propiamente dicha en el ius delationis, sino un mero efecto transmisivo del derecho o del poder de configuración jurídica como presupuesto necesario para hacer efectiva la legitimación para aceptar o repudiar la herencia que ex lege ostentan los herederos transmisarios; dentro de la unidad orgánica y funcional del fenómeno sucesorio del causante de la herencia, de forma que aceptando la herencia del heredero transmitente, y ejercitando el ius delationis integrado en la misma, los herederos transmisarios sucederán directamente al causante de la herencia y en otra distinta sucesión al fallecido heredero transmitente"

La Sala de lo Contencioso hace suya esta interpretación de que solo hay una transmisión y por lo tanto solo hay un hecho imponible y por lo tanto solo procede una liquidación del Impuesto de Sucesiones en base a: a)sólo hay adquisición en caso de aceptación -expresa o tácita- (artículo 3.1.a)) LISD; b) la aceptación retrotrae sus efectos a la fecha de fallecimiento (art 24 LISD y 989 CC) lo que no equivale a la posibilidad de suceder sin aceptar y, desde el punto de vista tributario, a que haya una aceptación presunta o ficticia de quien se sabe de modo formal y cierto que no aceptó; c) si sólo hay una adquisición acontece una sola vez el hecho imponible (artículo 3.1.a) LISD); y d) el derecho de transmisión opera un efecto transmisivo no de la herencia del transmitente, sino una traslación del ius delationis en favor de los transmisarios para aceptar en lugar de aquél la herencia del que hemos llamado causante.

Resumiendo cuando nos encontremos con un caso como el descrito tal y como ha determinado el TS se produce una sola adquisición hereditaria y, por ende, un solo hecho imponible, no dos hechos imponibles ni dos devengos del impuesto.

www.heredadesasesores.com

sábado, 26 de octubre de 2019

IMPUESTO SOBRE EL PATRIMONIO NO RESIDENTES







En este último artículo dedicado a la tributación de los inmuebles de los no residentes, lo dedicamos al Impuesto sobre el patrimonio. Con carácter temporal, para los ejercicios 2011, 2012, 2013, 2014, 2015, 2016, 2017 y 2018 (de momento), se ha restablecido este impuesto, que se devenga el 31 de diciembre de cada uno de esos ejercicios. El tipo de gravamen por obligación real y por obligación personal es el mismo. Los contribuyentes no residentes están sometidos al mismo por obligación real, correspondiendo el ejercicio de competencias gestores y liquidadoras sobre el mismo a la Administración General del Estado y concretamente, a la AEAT, a diferencia de los que acontece con la obligación personal de contirbuir por este tributo por parte de los contribuyentes residentes, que corresponde a las respectivas Comunidades Autónomas, por tratase de un tributo cedido.

Están obligados a declarar los sujetos pasivos cuya cuota resulte a ingresar, así como aquellos cuyo valor de bienes y derechos resulte superior a 2.000.000 de euros (patrimonio bruto), aun cuando resultara negativa. Para obtener la base liquidable (o patrimonio neto, a estos efectos) la base imponible se reducirá, en concepto de mínimo exento, en 700.000 euros.

www.heredadesasesores.com

IMPUESTO DE LA RENTA NO RESIDENTES III: GANANCIAS PATRIMONIALES INMUEBLES






En este tercer y último artículo sobre la tributación del los inmuebles de los no residentes vamos a tratar, las ganancias derivadas de la transmisión de bienes inmuebles. De acuerdo con los Convenios suscritos por España, las ganancias derivadas de la enajenación de bienes inmuebles situados en territorio español pueden someterse a imposición en España. Las rentas obtenidas sin mediación de EP deben tributar de forma separada por cada devengo total o parcial de la renta sometida a gravamen, no siendo susceptibles de agrupación, salvo en el supuesto de que los titulares sean matrimonio y ambos no residentes, en cuyo caso podrán declarar conjuntamente en el mismo modelo 210.

  La base imponible correspondiente a las ganancias patrimoniales se determinará aplicando, en general, a cada alteración patrimonial, las normas correspondientes de los artículos 33 a 39 de la Ley del Impuesto de la Renta de las Personas Físicas y se calculará por diferencia entre los valores de transmisión y de adquisición del bien inmueble. El valor de adquisición está formado por ele importe real por el que se adquirió el bien objeto de transmisión, al que se sumarán el coste de la inversiones y mejoras (no computándose los gastos de reparación y conservación) y el importe de los gastos y tributos inherentes a la adquisición, excluidos los intereses, que se hubiesen satisfecho por el transmitente. Si el inmueble transmitido hubiese estado arrendado, el valor así determinado deberá minorarse en el importe de las amortizaciones reglamentariamente practicadas, correspondientes al período de arrendamiento, computándose, en todo caso, la amortización mínima. El valor de transmisión es el importe real por el que la enajenación se ha efectuado, minorado en el importe de los gastos y tributos inherentes a la transmisión que hayan sido por cuenta del vendedor. No es posible aplicar, desde 2015, coeficiente de actualización, pero sí coeficientes de abatimiento para inmuebles adquiridos antes del 31 de diciembre de 1994. Además, están exentas en un 50% las ganancias patrimoniales derivadas de la venta de inmuebles urbanos situados en territorio español que hubiesen sido adquiridos a partir del 12 de mayo de 2012 y hasta el 31 de diciembre 2012.

  Para ganancias devengadas desde el 1 de enero de 2015 se contempla también la posibilidad de declarar la exención total o parcial por reinversión en vivienda habitual par a contribuyentes de la UE, Islandia y Noruega. Cuando el importe reinvertido sea inferior al total de lo percibido en la transmisión, únicamente se excluirá de la tributación la parte proporcional de la ganancia patrimonial obtenida que corresponda a la cantidad reinvertida. Cuando la reinversión se haya producido con anterioridad a la fecha en que se deba presentar la declaración modelo 210, la reinversión, total o parcial, podrá tenerse en cuenta para determinar la deuda tributaria correspondiente. Para ello, en el modelo de auto liquidación modelo 210 se indicará como tipo de renta el código 33, si la reinversión se ha producido antes de la transmisión, o el código 34, cuando la reinversión se produce después de la transmisión. Indicar que en todos los casos la obligatoriedad de la rentención del 3% mediante la presentación del modelo 211.

  No se contempla en el IRNR la posibilidad de exonerar de gravamen las ganancias producidas en determinados supuestos previstos, para los residentes, en el IRPF, por la transmisión de su vivienda habitual por mayores de 65 años o por personas en situación de dependencia severa o de gran dependencia, o la transmisión de bienes o derechos por mayores de 65 años siempre que el importe (total o paracial) obtenido por la transmisión se destine en el plazo de seis meses a constituir una renta vitalicia asegurada a su favor.

  El tipo de gravamen aplicable a las ganancias patrimoniales obtenidas será el 19%, sin distinguir entre residentes en la UE o en el EEE. De la cuota tributaria obtenida sólo podrán deducirse la deducciones por donativos.

  En cuanto a las obligaciones formales, el comprador del inmueble estará obligado a retener el 3% de valor de venta del inmueble e ingresarlo en el Tesoro Público a través del modelo 211, el plazo para su ingreso es de un mes desde la fecha de devengo, es decir desde la fecha de la venta. Dicha retención se la podrá deducir el vendedor en su declaración de ganancias patrimonial como pago a cuenta.

  Las ganancias patrimoniales por transmisión de inmuebles se declaran en el modelo 210, consignando el tipo de renta 28, excepto cuando se aplique la exención por reinversión en vivienda habitual, caso en el que, como hemos visto anteriormente, se consignará tipo de renta 33 ó 34, según corresponda. Si el inmueble es transmitido es de titularidad compartida por un matrimonio en el que ambos cónyuges sean no residentes, excepcional mente se podrá realizar una única declaración. 

  El plazo máximo de presentación del modelo 210 es de cuatro meses contados a partir de la fecha de devengo, es decir la fecha de la ventas. En el caso de obtención de pérdidas patrimoniales o si la retención practicada es superior a la cuota que debería haberse ingresado, existirá derecho a percibir la devolución del exceso retenido. En estos casos, el procedimiento de devolución se inicia, igualmente, con la presentación del modelo de declaración.

  Por último indicar que la Administración puede practicar liquidación provisional dentro de los seis meses siguiente al término del plazo establecido para la presentación de la declaración. Si la declaración se presenta fuera de plazo, los seis meses se computarán desde la fecha de su presentación. Si la liquidación provisional no se practica en el referido plazo, la Administración tributaria procederá a devolver de oficio el exceso sobre la cuota auto liquidada, sin perjuicio de la práctica de ulteriores liquidaciones que pudieran resultar procedentes.